A raiz de este artículo de "Vestirse por los pies" me he acordado de un par de abrigos largos que deben andar por mi casa (creo que eran de mi padre, pero hace años que no se usan) y me he planteado hacer algo parecido, entallarlos, meterles mangas... para poder usarlos yo.
Mi mayor duda se refiere a la parte de terciopelo del cuello, que es un detalle que siempre me ha gustado mucho y del que estos abrigos carecen, ¿alguien ha tenido alguna experiencia similar o al menos sabe hasta que punto es viable? No entiendo mucho de sastrería y no se si es una operación sencilla o hay que retocar mucho.
También me gustaría preguntar por el color del tercipelo ¿suele ser siempre negro o depende del color del abrigo (uno de ellos es azul marino y el otro marrón claro, creo que no es exactamente camel)?

Se que no es la mejor época del año para hablar de abrigos, pero así podré hacerlo con tranquilidad.